De acuerdo con un plan de posguerra del primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, la nación del Medio Oriente pretende controlar de manera indefinida la seguridad y los temas de carácter civil en la Franja de Gaza.

Líderes de Palestina rechazaron este plan. Además, va en contra de la visión de Washington para el enclave devastado por la guerra que se intensificó en octubre pasado.

El jueves por la noche, Netanyahu presentó el documento de dos páginas a su gabinete de seguridad, a fin de que se aprobara. Se trata de una exigencia de libertad de acción para el ejército israelí en una Gaza desmilitarizada, tras la guerra, a fin de frustrar cualquier amenaza a la seguridad.

De esa manera, Israel establecería una zona de amortiguamiento dentro de Gaza. Esto, es probable que provoque objeciones de Estados Unidos. Así como se prevé que a Gaza la gobiernen funcionarios locales.

Al respecto, medios destacan que una de las características de estos gobernantes, es que “no estén identificados con países o entidades que apoyan el terrorismo y no recibirán pago de ellos”.

En ese sentido, la Autoridad Palestina, que administra zonas de la Cisjordania ocupada por Israel, aseveró que este plan del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, para tomar control de la Franja de Gaza es “colonialista y racista”. Además, señaló que es igual a una reocupación israelí de Gaza.

 

Fricción entre Israel y EEUU

Los desacuerdos marcados en torno al futuro de Gaza han llevado a una fricción cada vez más pública y notoria entre Israel y su “aliado” más cercano: Estados Unidos.

Por lo que, el gobierno de Joe Biden busca una eventual gobernanza palestina en Gaza. También en la Cisjordania ocupada por Israel, como precursora de la creación de un Estado palestino.

 

LEE TAMBIÉN: Desde el Wilson Center (EEUU) promueven nuevas sanciones contra Venezuela

 

Ante tales pretensiones, Netanyahu y su gobierno de derecha se oponen y, con su plan, prevén que palestinos seleccionados, de manera rigurosa en Gaza, administren el territorio.

Cabe destacar que según cifras recientes, al menos 29 mil 500 palestinos han muerto. Al igual que casi 70 mil han resultado heridos desde el inicio del asedio israelí en octubre.

 

Ciudad Valencia / venezuela-news.com