Sábado: «Este año», por Luis Alberto Angulo

0
79

Concluye el año 2021, no haré balance de pérdidas, han sido muchas y dolorosas en medio de la pandemia del coronavirus, la mala situación económica, y el miserable bloqueo político, económico y financiero en contra del país. Una oración y un imborrable recuerdo a la memoria de nuestros seres queridos. La vida, sin embargo, lucha y se renueva como en el poema “Adiós” de Ramón Palomares: “llueve y ha vuelto a llover”… “y dime si dentro de ti no sientes mi corazón partir”.

El año 21 me regaló una nieta para completar cuatro maravillosos niños hijos de nuestros hijos. Genaro, Eva, Hannah y Maya la más pequeña, son símbolos de renovación junto con todos los niños del mundo que adoran cristianos y gentiles en la Navidad. También este año logré editar en un pequeño volumen, cuatro cuadernillos de poesía escritos a lo largo del siglo. Poemas sin ambición literaria, que es en el fondo la mayor de las pretensiones. También logré superar en soledad una fuerte virosis, lo mismo que mi hermano Jesús Cristóbal que se vio muy mal. Luego de casi dos años de separación por la cuarentena, mi esposa logró regresar al país desde México en donde estuvo con nuestra hija y su familia. Pienso en estos logros, estoy agradecido con las fuerzas divinas y las muy humanas que hicieron posible llegar hasta aquí, con plenitud y aún con esperanza por el país y nuestra querida gente. Dentro de Coplas de la edad ligera (Monte Ávila, 2021), hay una estrofa de inspiración Bíblica que cierra el libro y ahora este artículo: “Estamos vivos señor / y sabemos que nos miras / con el dulce resplandor / con que tú miras la vida”.


 

Autor: Luis Alberto Angulo, poeta, articulista, ensayista, antólogo, cronista literario, editor y promotor de las artes y de la solidaridad.

Algunos de sus libros: Antología del decir  (Monte Ávila Editores, Col. Altazor. 2013), La sombra de una mano (Monte Ávila Editores, Col. Altazor, 2005), y Fusión poética (Universidad de Carabobo,  2000), reúnen su obra poética publicada: Viento barinés (UC, 1978), Antología de la casa sola (Fundarte, 1982), Una niebla que no borra (Sec. Cultura Carabobo, 1984), Antípodas (Predios, 1994), De norte a sur (UC, 1999), Fractal (Monte Ávila, 2005), Imágenes del parque, y Poética del decir (Monte Ávila, 2013).

 

Sábado: «GILBERTO MORA MUÑOZ, EL JOVEN», por Luis Alberto Angulo

 

 

Ciudad Valencia – LSFLC