Desde ese muy lejano 28 de enero de 1897, cuando se proyectara la primera película en Venezuela, en un espacio que hacía las veces de sala de cine, en Maracaibo, estado Zulia, y con el apoyo de un extraño aparato de última tecnología, llamado vitascopio, muchas cosas han sucedido en el ámbito cinematográfico del país.

No es solo el hecho de ese extraño espectáculo con imágenes luminosas que aparecían ante los ojos de los espectadores, sino el hecho de comenzar una actividad artística que pocos conocían para entonces y que ni imaginaban dónde iría a parar.

Si bien es cierto que mucho ha sido el recorrido, no es menos cierto que con la llegada de la Revolución a Venezuela y de los avances tecnológicos, hacer cine se ha hecho aún más asequible. Sin embargo, es importante destacar que tal actividad requiere de unos conocimientos básicos para comenzar a dar tumbos con “cámara en mano” y aprender de los errores, a fin de poder desarrollarla con un mínimo de profesionalismo y grado estético, que sin duda dará lugar a un resultado aceptable.

 

«Muchos son los directores que, reconocidos o no, han hecho volar su imaginación aportándole a esta industria su grano de arena de la manera en que solo un artista audiovisual, sensible y por demás comprometido, puede hacerlo, y así nos han hecho reír, llorar, amar y odiar a través de historias contadas entrelazando imágenes».

 

Algunos deciden estudiar cine, otros lo aprenden haciéndolo, pero todos tienen algo en común: un sueño, una idea o un mensaje que se desea masificar, llevarlo a un gran número de personas por medio de tomas y secuencias.

 

 

El equipo de filmación

Toda historia audiovisual se compone de tomas, escenas y secuencias estructuradas con planos, contraplanos, encuadres y movimientos de cámara que le dan un valor agregado a la obra, y unas tras otras conforman la historia que queremos contar. Sin embargo, hay detalles que van más allá y que al conocerlos pueden aclarar ciertas dudas sobre cómo se conforma un equipo de rodaje para la concreción de una película.

 

Productor:

Es la persona que aporta el dinero y los recursos para hacer la película y que pudiera, o no, depender de algún ente público o privado. También puede ser alguna corporación o compañía, en todo caso se constituye en el representante legal de dicho proyecto.

Sus labores no difieren mucho de país a país, pero en líneas generales realizan las mismas cosas. En Estados Unidos se marca una diferencia al ser la producción la que tiene la última palabra, muchas veces durante el desarrollo de la filmación, cambiando aspectos en el guion. Entre las principales atribuciones aporta el dinero, también recursos materiales, contrata el personal y vende o distribuye la película a los grandes circuitos de cine del país.

Esta persona o grupo es quien pone en marcha la idea de la película -si es propia-, o decide invertir en ella si es de un tercero o terceros. De allí la importancia de un buen guion, de que sea atractivo. Éste podría enamorar a un productor dispuesto a invertir para que esta idea se materialice.

 

Rodaje película
Las nuevas tecnologías ayudan a la masificación del cine como expresión artística

 

Productor ejecutivo:

Supervisa y controla de forma estricta el desarrollo del plan de rodaje. Su trabajo está estrechamente ligado al productor o productores, porque de ellos depende que el proyecto no se salga de presupuesto.

Controlan cada detalle, vestuario, decorado, ambientación hasta “catering” (alimentación), locaciones, días de rodaje, transporte, horarios de llamado, etc. Debe tener un criterio especial de coordinación y planeación, saber trabajar en equipo y conocer todos los aspectos de una producción audiovisual. Esto con el fin de que no se escape ni un solo detalle.

 

Coordinación de producción:

Como su nombre lo indica, coordina las etapas de preproducción, producción y post-producción del material audiovisual de manera fluida, en tiempo real la mayoría de las veces. Es decir, antes de comenzar a “rodar” ya este equipo está trabajando durante el rodaje y luego de estas etapas.

Específicamente busca el personal técnico y recurso humano para tal fin. También está involucrado en la distribución del material terminado. Como el equipo de producción ejecutiva, también debe tener un apresto operacional orientado, sobre todo, al trabajo en equipo, donde las opiniones y mesas de trabajo (por llamarlo de alguna forma) son una constante.

 

Director:

Se encarga de realizar la narrativa audiovisual, apegado lo más posible al guion técnico, debe cuidar cada encuadre, cada movimiento, incluso cada efecto, color transición e iluminación, así como también la música que interviene en cada escena.

Debe ser una persona donde se conjuguen una alta sensibilidad y conocimientos técnicos para que esta narrativa no deje lugar a interrogantes que muy poco, o absolutamente nada, tengan que ver con la trama que se presenta en la película.

Debe estar compenetrado con los actores que intervienen, independientemente de la importancia de su participación, para que estos expresen el sentimiento requerido y el espectador no pierda el interés. Acá en Venezuela está muy de moda llamar los también realizadores. En una producción de este tipo todos los que intervienen son importantes…

Por otra parte, quisimos conmemorar este nuevo año que acaba de cumplir el cine venezolano no haciendo simplemente mención a las ya conocidas obras que dieron inicio a esta industria en nuestro país, sino de una manera distinta, colaborando con esas personas que teniendo la inquietud de hacer cine no saben, o no están muy claras, por dónde comenzar. Aunque el cine no se aprende recordando, el cine se aprende, como decían los miembros del movimiento brasilero Cinema Novo: “Con una idea en la cabeza y una cámara en la mano”.

 

Asistente de Dirección:

Además de ser la mano derecha del director, es la persona sobre quien recae la responsabilidad de realizar el plan diario de filmación, esto es, qué se va a filmar cada día. Lleva a cabo el “llamado” del personal técnico y artístico, entre otros, necesario para realizar la toma del día, escena o secuencia determinada.

 

Cine Venezuela
La Villa del Cine juega un papel fundamental en las nuevas realizaciones.

Continuista (scrip-girl):

Es un trabajo generalmente realizado por mujeres. Es una tarea tan importante como delicada. ¿Cuántas veces nos ha pasado que al ver una determinada toma de película nos percatamos de que hay detalles que no se corresponden con la lógica del desarrollo de los hechos? Por ejemplo: cuando uno de los personajes está fumando y el cigarrillo tiene un largo y después, en otra toma, está casi acabado, o el vaso que en una toma está lleno, pero en la otra esta medio vacío… De eso se encarga la scrip-girl o continuista, evitar errores del llamado «racord» quien está al tanto incluso de cuantos días tiene un actor sin afeitarse la barba para que quede igual en cada toma. Es una vigilante celosa de cada detalle. Debe tener una alta capacidad de observación, sentido de orientación, comunicación y trabajo en equipo.

 

Director de Fotografía:

Es la persona encargada de crear la atmosfera requerida para que una escena se vea lo más realista posible, en lo que a iluminación se refiere, con un alto valor estético, pero esto sería pecar de simplista, porque su trabajo va, definitivamente, más allá.

Tienen la responsabilidad, además, de evocar sentimientos, sensibilizar al espectador, meterlo en un universo donde las luces y las sombras sean, al igual que los personajes,las encargadas de introducirnos en otra realidad.

Maneja las luces que recaen sobre cada personaje, cada decorado, rostro u objeto, resaltando a través de la técnica empleada lo necesario para que el plano, la escena o secuencia se conviertan en algo inolvidable.

 

Primer asistente de cámara (primer operador o foquista):

Es la persona que asiste a quien maneja la cámara. Debe conocer todos y cada uno de los lentes con los cuales se va a trabajar en el film. Se encarga de mantener en foco al personaje, el paisaje u objeto que interviene en la toma, aun cuando la cámara se mueva o no. Debe saber sobre profundidad de campo, distancia focal, plano angular, hiperfocal, entre otros detalles técnicos que le dan, junto con el director de fotografía, un valor agregado a la imagen.

 

Segundo asistente de cámara:

Anteriormente se encargaba de cargar e identificar los “chasis” de película con la emulsión que se necesitaba, dependiendo de si se filmaba de día o de noche, o si era “luz día” o continúa. También debe mantener todos y cada uno de los lentes limpios, los cristales ópticos, los filtros, etc.

Hoy en día, con todo este boom de la digitalización, la labor se les ha facilitado. Todo lo que tienen que hacer es configurar la tarjeta o disco con el cual se está trabajando. Llevar el récord de grabación, cargar las baterías y demás labores inherentes a mantener a punto la cámara y todos sus accesorios.

 

Foto fija:

Es la persona encargada de llevar el registro gráfico de toda la película, pero su trabajo no solo se circunscribe a esta actividad, debe hacer un registro fotográfico tanto de la acción que se produce en escena como de los detalles detrás de cámara, así como de las situaciones que se presentan durante el rodaje.

 

Gaffer Jefe de los electricistas:

Trabaja en estrecha relación con el Departamento de Diseño de Producción. Se encarga de montar el ambiente necesario para recrear en la escena los detalles más realistas. También asume el diseño de vestuario, el decorado y el atrezzo (utilería, en italiano). Debe estar en constante comunicación con los productores del film.

 

Cine venezolano
Cada vez son más los jóvenes talentos que se suman a la creación con «una cámara en la mano y una idea en la cabeza».

Coordinador de arte:

Informa al diseñador de producción y garantiza que la localización real y el decorado tengan el aspecto que el diseñador de producción había visualizado, es responsable del vestuario y del maquillaje.

 

Gerente de locaciones o scouter:

Se encarga de buscar las locaciones que se apeguen lo más posible a las exigencias del guion y la producción.

 

Diseñadora de vestuario:

Se encarga de vestir a cada personaje, de tal forma que describa de forma visual su personalidad. En algunos casos debe adentrarse en la psiquis de estos para describirlos a través de su forma de vestir.

 

Director de sonido:

Algunas personas dicen que una obra audiovisual se reparte 60 % sonido y el resto es imagen. Esto no quiere decir que no se debe poner el mismo empeño en trabajar ambas cosas con calidad profesional para un óptimo resultado.

Está comprobado que las personas pueden soportar una mala imagen, pero jamás un mal sonido. El profesional de esta área debe ser un técnico ducho en lo que a grabación de sonido se refiere, estando al día con las nuevas tecnologías y aplicar sus conocimientos para la obtención de un material sonoro de calidad.

 

Sonido directo:

Es el encargado de manejar el equipo de grabación para capturar el sonido ambiente, diálogos y demás sonidos incidentales que sean necesarios.

 

 

José Becerra/Ciudad VLC

 

Deja un comentario