La película documental Haití el rostro escondido, del director venezolano Wilmer Pérez Figuera, recibió Mención Especial en el 1er Festival de Cine Cumbe San Agustín, celebrado en Caracas.

El reconocimiento fue otorgado a la pieza por «expresar el valiente testimonio del pueblo haitiano, en su lucha por la independencia. Llamándonos a redoblar la solidaridad y a reflexionar sobre la necesidad de exponer su derecho a ser una nación soberana e independiente», reza el certificado.

La cinta, realizada en alianza con la distribuidora Amazonia Films, retrata a un país diferente al que exponen los medios de comunicación.

Con esta obra el espectador puede ver un Haití trabajador, alegre, lleno de música, cultura, arte y vida, tal y como lo ha destacado en varias oportunidades su realizador.

 

Esta obra fue rodada durante ocho semanas en varias localidades como Jerémie y Anse e´Hainault.

 

Pérez Figuera escribió en su Twitter @WilmerPrezFigu1: «La película documental ‘Haití el rostro escondido’ del director Wilmer Pérez Figuera recibió Mención Especial en el 1er Festival de Cine Cumbe San Agustín. Un festival necesario para Caracas. Muchas gracias a todas y todos los organizadores».

Haití el rostro escondido

 

El primer festival de Cine Cumbe San Agustín culminó exitosamente en Caracas, con un cierre celebrado en el Teatro Alameda de la parroquia del mismo nombre.

Rindió homenaje a Jacobo Penzo y al Grupo Madera. Durante el festival se proyectaron siete películas y seis documentales venezolanos, así como cortometrajes infantiles y largometrajes de Francia, Congo, España, Cuba, Alemania y Suiza.

 

Hablar el director de la película Haití, el rostro escondido Wilmer Pérez Figuera

Ciudad Valencia realizó una entrevista exclusiva con el cineasta caraqueño Wilmer Pérez Figuera y recogió sus impresiones al respecto.

Para Pérez los festivales de cine son importantes para las sociedades, ya que significa lo vivo que tiene su cinematografía, que está activa.

La comunidad caraqueña de San Agustín del Sur, tiene un arraigo por el arte y la formación. Por esta razón el haber realizado un festival en estas circunstancias cobra más relevancia el festival y se convierte en algo simbólico, aseguró Pérez.

 

El también docente de la Cinemateca Nacional, espera que este festival se solidifique y se fortalezca en el tiempo, y que se siga haciendo y se convierta en un Festival Internacional donde podamos tener la oportunidad de otras cinematografías, de otras ópticas, otras historias.

La organización del Festival de Cine estuvo impecable, estupenda. Todo salió muy bien, y se que tendremos un Festival de Cine Cumbe San Agustín para rato, recalcó el cineasta caraqueño.

 

Haití el rostro escondido

Wilmer Pérez: Haití el rostro escondid,o demostró lo vivo del cine venezolano

Wilmer Pérez se refirió al estatus del Cine venezolano en los actuales momentos, para lo cual hizo énfasis en lo vivo y dinámico en que se encuentra actualmente.

Para él, la prensa debe apoyar un poco más al cine venezolano, que tengan un compromiso más fuerte con el movimiento cinematográfico venezolano. Hay que mostrar lo que se está haciendo con el Cine venezolano.

No es pensar que el medio de comunicación le hace un favor al cine venezolano, esto es errado pensarlo.

«Se debe tener un compromiso real con el cine, un compromiso a nivel espiritual, político inclusive, formativo también. Hay que fortalecer nuestra propia idiosincrasia», recalcó Pérez.

Hay que fortalecer la Ley de Cine, para darle más apoyo en lo que respecta la promoción para el cineasta venezolano y así puedan proyectarse las nuevas producciones en más salas públicas y privadas.

 

Los nuevos realizadores deben estar más presentes en el movimiento del cine venezolano, los que vienen realizando nuevas visiones, con nuevas tecnologías. Para esto hay que robustecerles el apoyo a los directores y directoras, productores y productoras del país, afirmó.

Las instituciones venezolanas deben estar junto al pueblo

El pueblo venezolano necesita estar enterado de cómo se realiza el cine en el Venezuela, cómo funciona la Ley del Cine y cuáles son sus debilidades y fortalezas.

Nuestras instituciones cinematográficas como La Villa del Cine que es la productora más grande del país, es un músculo muy importante, con una capacidad tecnológica y humana. Amazonia Films nuestra distribuidora nacional, necesita robustecerse en tecnología y alimentar para saber cómo funciona y pueda consolidarse, afirma muy orgulloso el productor cinematográfico venezolano.

Wilmer Pérez Figuera asegura que las grandes alianzas con las escuelas de formación internacionales pueden aportar a las nuevas generaciones y nutre nuestras pantallas con nuevas producciones y con esto fortalecemos el Cine venezolano.

 

TE INTERESA LEER TAMBIÉN: LA CINEMATECA NACIONAL ABRIÓ INSCRIPCIONES PARA TALLERES VIRTUALES

Ciudad Valencia / AVN