La represión en Chile en rechazo a la gestión del presidente Sebastián Piñera, por parte de la policía chilena han arrojado un saldo de 3 mil 557 personas heridas, informó el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH).

Esta cifra corresponde a los casos comprobados en comisarías y hospitales de ese nación, que incluye a 264 niños y adolescentes, así como 359 con heridas oculares, entre ellas 23 con pérdida total de uno de los ojos, reseña Prensa Latina.

Total de 1.605 de los heridos son a consecuencia de los balines de goma, que de acuerdo con los laboratorios la mayoría contienen metales, incluido plomo, lo que llevó a la jefatura de carabineros a prohibir su uso desde el 19 de noviembre, luego de numerosas denuncias.

 

 

Sin embargo, los funcionarios continúan usando este tipo de balines, denunció el INDH.

Asimismo, 223 personas fueron heridas por bombas lacrimógenas, lo que sería una violación a los protocolos establecidos para el uso de esas «armas disuasivas».

Tanto el INDH y entidades chilenas como internacionales han contabilizado cerca de mil personas que son representadas en procesos legales por violaciones de sus derechos.

 

 

LEER MÁS: MILITARES DISIDENTES QUEDARON SIN LA PROTECCIÓN OFRECIDA POR GUAIDÓ

A esto se le suma el arrollamiento de un joven por un vehículo que lanzaba gases, durante la represión que perpetró la policía en Santiago de Chile contra manifestantes en la Plaza de la Dignidad.

El joven fue identificado como Óscar Pérez, de 20 años, quien sufrió fractura de su cadera, además de lesiones incurables en la vejiga, y múltiples aporreos en la zona baja de su cuerpo.

 

 

Ciudad VLC / YVKE Mundial

Deja un comentario