DGCIM capturó a dos sujetos de la operación Octubre Rojo

0
121

La Dirección Nacional de Contrainteligencia Militar (DGCIM) de Venezuela capturó en el estado Táchira (occidente) a dos personas involucradas en la fallida operación golpista Octubre Rojo, que dirigió el opositor Juan Guaidó para impedir las elecciones parlamentarias del pasado 6 de diciembre.

Así lo comunicó el protector de la entidad andina, Freddy Bernal, a través de una secuencia de tres mensajes en la red Twitter.

Los aprehendidos son: Jean Carlos Roa, alias Porkis, y Karelys Silva, alias La Negra. Ambos fueron puestos la orden de las autoridades.

Bernal denunció como coordinador de los hechos a «Ben Smith Benson, alias Luis Alberto Medina Guzmán, ciudadano norteamericano, mercenario formado en Colombia y Estados Unidos (EE.UU.) en las artes militares y con acciones de guerra electrónica en Medio Oriente», añadió.

En un intercambio con la prensa a partir de la captura de los dos involucrados, Bernal explicó que la operación desestabilizadora buscaba sabotear antenas del Consejo de Defensa Nacional (Secodena), pertenecientes a las Fuerzas Armadas Nacionales Bolivarianas para evitar u obstaculizar alguna reacción contra ataques articulados por paramilitares desde Colombia.

Según Bernal, en Táchira los responsables del plan desestabilizador de Guaidó eran el colombo-estadounidense Ben Smith Benson, alias Luis Alberto Medina Guzmán.

Se trata de un mercenario colombiano nacionalizado estadounidense; se formó en estos dos países en artes militares y reporta acciones de guerra electrónica en Oriente Medioexplicó el dirigente venezolano.

La investigación inició en el último trimestre del año pasado, apenas se supo de la operación diseñada «para causar desasosiego, males a la nación, saboteo y acciones terroristas en áreas estratégicas», dijo el político.

Específicamente el objetivo era dañar antenas del Secodena de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana; lo mismo que «liquidar» a actores como el diputado Jhon Luna, al vocero del protectorado de la entidad, José Belisario, y al propio Freddy Bernal.

El 8 de diciembre último, el presidente de la República, Nicolás Maduro, develó en conferencia de prensa la existencia de este plan. «Ellos movieron plata y contrataron bandas para intentar llenar de violencia al país, pero se encontraron con la unidad cívico-militar». 

Lo que se quería era llenar de violencia y caos para publicar en medios que Venezuela estaba en guerra. Se quedaron con las ganas”, sumó.

 

«No pudiste Donald Trump, ni ganar las elecciones en Estados Unidos tomando a Venezuela como tema ni pudiste sabotear, ni llenar de violencia a nuestro país. Ha triunfado la paz», remató el Jefe de Estado en su alocución postelectoral.

En ese mismo encuentro con la prensa denunció que tuvo que cambiar intempestivamente su centro de votación porque conoció de planes para asesinarle el mismo día de las parlamentarias.

«Sí, yo cambié mi centro de votación. Todo venezolano que quiera cambiar su centro de votación lo puede hacer. Solicité ese cambio porque por fuentes de inteligencia colombiana, de muy buena confiabilidad, nos llegó la información de que estaban preparando un atentado para asesinarme el día de las elecciones, en vivo y directo». Así contestó el Jefe de Estado al corresponsal de Hispan Tv, Marcos Salgado.

«Nosotros fuimos confirmando y mi equipo de seguridad me recomendó el cambio, porque precisamente era un lugar fijo en un día fijo», agregó el mandatario.

 

 

 

Ciudad VLC/RedRadioVe