Un comité del Congreso de Brasil aprobó el martes una enmienda constitucional que permite la agricultura industrial en las reservas indígenas, una práctica que actualmente está prohibida.

Ahora todo tiene sentido: Ya sabemos quiénes están detrás del voraz incendio en la Amazonía y por qué el gobierno de Jair Bolsonaro no ha movido un dedo para frenar el ecocidio.

De aprobarse esta reforma, cientos de industrias tendrían luz verde para explotar los recursos naturales de la Amazonía, región que misteriosamente resultó afectada por un gigantesco incendio que amenaza con destruir gran parte de esta región, y que ahora estaría en las condiciones perfectas para ser explotada agroindustrialmente.

Según la agencia Reuters, tras la aprobación del Comité de Asuntos Constitucionales y Jurídicos de Brasil, la propuesta pasará ahora a una comisión especialmente formada para su consideración.

NOTICIA RELACIONADA:

La enmienda constitucional debe ser luego refrendada por supermayorías en ambas cámaras del Congreso.

Muchos activistas por los derechos indígenas y defensores de la Amazonía no tardaron en relacionar el incendio en la Amazonía con la decisión del congreso de Brasil para permitir la industrialización de la agricultura en el denominado pulmón vegetal del planeta.

NO DEJES DE LEER: VENEZUELA PROPONE REUNIÓN PARA TRATAR INCENDIOS EN LA AMAZONÍA

Ely Reyes/Ciudad VLC/Reuters

Deja un comentario